¿Qué es el CTR? ¿Qué es el Click Through Rate?

CTR, es la abreviación en inglés de “Click Through Rate”, en nuestro idioma, se conoce habitualmente como porcentaje de clics, refriéndose exactamente al dato resultante del número de clics que recibe tu anuncio dividido por el número de veces que este ha sido mostrado, multiplicado por cien.

Ejemplo:

Si tu anuncio obtiene 1.000 impresiones y recibe 23 clics, tu CTR entonces será del 2,3%.

El CTR básicamente sirve para medir la eficacia de tus anuncios y las palabras clave relacionadas, y, por resumirlo de una forma sencilla, podríamos decir que el CTR es la frecuencia con la que los usuarios hacen clic en tu anuncio y la efectividad de los mismos.

¿Qué dice el CTR sobre mis campañas?

El CTR te puede llegar a decir mucho sobre el desempeño de tus campañas en Google Ads. Por ejemplo, un CTR alto significa que tienes una alta probabilidad de haber encontrado tu público objetivo con tus anuncios y el contenido relacionado.

En otras palabras, un alto CTR significa que has orientado tus anuncios a las personas adecuadas, posees anuncios atractivos y tienes además una oferta lo suficientemente atrayente como para que un gran porcentaje de visitantes hagan directamente clic.

En cambio, los motivos para tener un CTR bajo pueden ser muchos, por ejemplo, que el texto del anuncio no es atrayente, no explica bien lo que vendes, tal como lo intentamos vender no despierta interés, no aprovechas bien el espacio que tienes, o, sencillamente, no estas llegando a tu público objetivo. Por lo tanto, si al hacer pruebas con los anuncios (distintos enfoques y/o distintas creatividades), y el CTR sigue siendo bajo, significa innegablemente que no se vas por el buen camino…

El CTR es una métrica decisiva que indica si los anuncios funcionan bien o no.

Para la mayoría de campañas, un CTR alto es indicación de que se está acertando con los objetivos marcados por el anunciante, llegando a posibles clientes potenciales y ventas. Lógicamente, cuantas más personas hagan clic en el anuncio, mayores probabilidades habrá de que compren.

Si 10.000 personas han visto tu anuncio, pero sólo 1 ha hecho clic en él, significa notablemente que algo se está haciendo mal. Si, al contrario, 100 personas han visto tu anuncio, y 79 han hecho clic en él, significa que has acertado plenamente.

Porcentaje de clics y la calidad del mismo

Desafortunadamente, un CTR bajo tiene implicaciones más allá de la cantidad de clientes potenciales que hayan visitado tu sitio web. Ya que el CTR es un magnifico indicador de cuán relevantes son tus anuncios para tu público objetivo. Tanto en Google Ads como Facebook, utilizan este indicador como referente para determinar la calidad de tus anuncios.

Como es obvio, la prioridad para Google Ads y Facebook es mostrar anuncios que sean realmente relevantes para sus usuarios (de lo contrario, su modelo de negocio terminara afectándose…), por lo que asignan a cada anuncio una puntuación de calidad. Dicha puntuación se determina en gran medida por el CTR, entre otros factores.

Facebook y Google Ads, utilizan en su plataforma publicitaria sistemas de pujas, teniendo en cuenta entonces la calidad de los anuncios para determinar qué anuncios se deben mostrar y cuáles no, y lo más importante, en dónde. Básicamente, un buen puntaje de calidad aumenta la puja, lo que significa que con un puntaje de calidad lo suficientemente alto, se puede superar a un competidor sin sobrepasarlo.

Por lo tanto, cuanto mayor sea tu CTR, mayor será su puntaje de calidad y más alto se mostrará tu anuncio en la página de resultados o en el feed del usuario, y lo mejor, obtendrás a cambio un costo por clic mucho más bajo.

El CTR tiene un importantísimo impacto en tu puntaje de calidad, y, por lo tanto, directamente en la ubicación de tus anuncios y en el CPC final o costo por clic.

Cómo aumentar el CTR en campañas de Google Ads

Para poder conseguir un CTR fuerte, hay básicamente dos claves fundamentales que son:

  1. Buena orientación.
  2. Buena creatividad.

La primera clave es bastante simple. Si tus anuncios no se muestran a las personas adecuadas, no obtendrás ningún clic por ellos. A veces, esto significa que tu orientación está completamente errónea y no estás seleccionando las palabras clave correctas u otros criterios de orientación. Otras veces significa que necesitas ser mucho más específico y debes crear campañas muy bien segmentadas.

La otra clave para mejorar tu CTR es, una buena creatividad. Necesitas hacer una oferta sólida para obtener clics además de mensajes adaptados y específicos para tu audiencia, debes intentar acertar con las palabras clave con las cuales ellos te están buscando. En las plataformas que utilizan imágenes o videos, asegúrate muy bien de que tu componente visual es muy atractivo y a la vez cautivador.

Llegados a este punto (implementando junto con todo lo anterior), lo mejor es utilizar también otras estrategias con el fin de aumentar tu CTR, en las cuales se incluyen:

-Utiliza en tus anuncios el llamado factor “urgente”, es decir, ofrece ventas por tiempo limitado o aplica considerables descuentos cumpliendo algunas condiciones determinadas. Si la oferta finaliza pronto, asegúrate de mencionar claramente en el anuncio exactamente cuándo.

-Aprovecha todas las ventajas y hasta los inconvenientes que ofrece la plataforma publicitaria de Google Ads. Por ejemplo, para los anuncios de Google Ads, utiliza diferentes extensiones para tus anuncios. Las extensiones de anuncios de Google Ads te proporcionan una ventaja con respecto a tus competidores, permitiéndote colocar, por ejemplo, tu número de teléfono, reseñas y/o calificaciones del vendedor y hasta un mapa de tu ubicación junto con tu anuncio.

Todas estas estrategias te ayudarán a mejorar la efectividad de tus anuncios y, por consiguiente, el importantísimo CTR (Click Through Rate).

¿Tener un CTR alto también puede ser malo?

Para muchas campañas tener una alta tasa de clics es una magnifica y buena señal. Sin embargo, hay ciertos momentos en los que un alto CTR podría ser muy poco recomendable.

Por ejemplo, supongamos que tienes un CTR con un promedio alto o un CTR directamente muy alto, pero a la vez una tasa de conversión terrible. En este caso, probablemente el problema tenga que ver con la página de destino que tengas o con los detalles de lo que allí ofreces. Algo va mal si tienes una gran cantidad de clics y no obtienes resultados reales por ellos.

Si este es tu caso, intenta primero revisar absolutamente todo y busca solución a los posibles problemas que tengas combinando y analizando a la par las plataformas de Google Analytics y Google Ads. Observa los patrones de tráfico en tu sitio web, los porcentajes de rebote y las páginas existentes, así podrás evaluar dónde “caen” las personas y porqué. Una vez que tengas esta información, puedes renovar o cambiar todo lo que necesite una mejora para que tus anuncios (y tu inversión) sean realmente efectivos.

¿Cuál es entonces el CTR ideal?

Pues diferentes estudios demuestran que, un buen CTR mínimo en cuenta, debe ser del 2%.

Ojo, un 2% a nivel de cuenta ¡no de campaña!

Algunos dicen que un 2% es demasiado bajo, y puede que hasta tengan razón, así que no hay que descansar si se obtiene un 2% de CTR, al contrario, es en ese punto preciso cuando más hay que esforzarse, eso sí, caer por debajo del 2% sería un fracaso para tu cuenta.

Optimizar debe ser siempre una tarea constante y continua, debemos mejorar nuestro CTR en conjunto con los objetivos marcados como la tasa de conversión y el costo por conversión.

En Google Ads, cada sector tiene un CTR distinto, pero a nivel global y considerando todos los factores que abarcan el actual mundo del CPC, un CTR en cuenta del 2% debe considerarse como bueno.

Conclusión

El CTR te brinda bastante información sobre el rendimiento de tus campañas en Google Ads. Además, también te indica qué porcentaje de usuarios ven tus anuncios, cuales están haciendo clic y hasta te puede ayudar a identificar, así como diagnosticar otros problemas potenciales que tengas, que sin la métrica del CTR serían muy difícil de encontrar.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

—Hola, vengo para la entrevista laboral.
—¿Tiene experiencia?
—Sí, con esta, ya van como 40 entrevistas.

Compartir en: