¿Cómo nació WhatsApp?

WhatsApp se funda en 2009 por Jan Koum (24 de febrero de 1976, Kiev, Ucrania), y Brian Acton (17 de febrero de 1972, Míchigan, Estados Unidos). Al principio, WhatsApp era una especie de agenda “inteligente”, qué, por medio de SMS, permitía ver qué estaba haciendo en algún momento cada persona perteneciente a la lista de contactos del teléfono, esto se hacía con el fin de saber si estaba disponible o no, para hablar. En ese entonces, los fundadores de WhatsApp descubrieron que en los teléfonos todo era inteligente y práctico menos las agendas de contactos, decidiendo así darles vida, y, a diferencia de Aol y MSN entre otras aplicaciones de comunicación, WhatsApp innovaba porque extraía directamente la información de la libreta de contactos del usuario, evitando así que los creara de forma manual, colocándoles el nombre de usuario y contraseña.

Biografía de Jan Koum

Jan Koum, de origen judío, es hijo único de una ama de casa y un administrador de construcción. Vivió gran parte de su vida en una casa humilde, que no tenía luz eléctrica ni agua caliente. Su infancia transcurrió en el contexto histórico del ajetreado clima político de Ucrania, país enmarcado en una época de restricciones, zozobra y pobreza. El miedo al estado y la opresión era tal, que en casa de Koum prácticamente no se utilizaba el teléfono por el miedo a que las conversaciones fueran espiadas y/o grabadas.

A los 16 años, en compañía de su madre y su abuela tomaron la decisión de emigrar a los Estados Unidos, ya que el clima antisemita en Ucrania era cada vez peor y por tal razón prefirieron emprender la huida. Su padre decidió quedarse en Ucrania administrando una constructora gubernamental.

Arribaron sin prácticamente dinero a Mountain View (California), y, gracias a la asistencia del gobierno lograron alquilar un pequeño piso de dos habitaciones. Koum consiguió trabajo en un supermercado y su madre, trabajaba como niñera. Jan logra graduarse en la escuela secundaria de Misión Viejo, California, y, con 18 años, llama su atención estudiar programación; se inscribe entonces en la Universidad Estatal de San José e inicia estudios de Matemáticas y Ciencias de la Computación, trabajando simultáneamente en Ernst & Young como ‘tester’ de seguridad. Jan, finalmente optaría por abandonar sus estudios.

Con la madre de Koum enferma de cáncer, vivían prácticamente gracias a un subsidio estatal, en esta época, Jan sobrevivía a base de cupones de comida, y, a los 19 años compraría su primer PC, caracterizándose por su espíritu autodidacta.

La madre de Koum muere de cáncer en el año 2000, en Estados Unidos, y su padre muere en Ucrania en 1997.

 

La biografía de Brian Acton

Brian Acton, nace en Michigan pero crece en Florida. Estudia en Lake Howell High School y allí recibe una beca para estudiar ingeniería en la Universidad de Pensilvania, durante el primer año de Universidad decide cambiar de rumbo y opta por irse a estudiar a la Universidad de Stanford. En 1992, antes de convertirse en probador de productos para Apple y Adobe Systems, trabaja como administrador de sistemas en Rockwell International. En 1994, se gradúa en Ciencias de la Computación en la Universidad de Stanford, y, en 1996, consigue convertirse en el empleado nro. 44º contratado por Yahoo.

En 2009, Brian se presenta a entrevistas para trabajar en Facebook o en Twitter, y en las dos empresas fue rechazado.

 

Brian Acton y Jan Koum se conocen

En su época universitaria, Jan es contratado por Ernst & Young como ‘tester’ de seguridad. Siendo una de primeras misiones examinar el sistema publicitario de uno de sus clientes, Yahoo. En ese entonces es cuando conoce a Brian Acton, un ingeniero cuatro años mayor que él; ambos conectaron rápidamente, y, tras la muerte de su madre, Koum se queda solo y comienza a estrechar cada vez más los lazos con Acton. Yahoo debió quedar muy satisfecha con el trabajo de Koum, ya que en 1998 deciden contratarlo directamente, como ingeniero de Operaciones y Seguridad, y es precisamente en este momento, cuando Jan decide abandonar definitivamente sus estudios.

Mientras trabajaba en Yahoo uno de los servidores falló, y el mismo cofundador de Yahoo, David Filo, lo llamó en medio de una clase para que Jan fuera lo antes posible a repararlo. Fue en ese preciso momento cuando Koum decidió abandonar la Universidad, y, con sus propias palabras, lo describió así: “Creo que en ese momento ya estaba cansado de ese ambiente”.

Brian y Jan se convierten más en amigos que en compañeros de trabajo, tanto así que, en septiembre de 2007, abandonan juntos Yahoo. Un año después, en enero de 2009, Koum decide comprarse un iPhone y es en ese preciso momento cuando todo cambió.

¿Qué es WhatsApp?

La idea, el boom y el nacimiento

La idea de WhatsApp se le ocurre a Koum cuando en el gimnasio al que habitualmente iba prohibió el uso de teléfonos móviles. Como resultado, se perdían muchas llamadas durante las rutinas y es cuando se le ocurre la idea y decide crear una solución.

La solución que se le ocurrió básicamente consistía, en colocar en la lista de contactos del usuario junto a cada nombre un pequeño mensaje que indicara qué estaba haciendo la persona en cada momento.

En esa época, había y estaban apareciendo varias empresas dedicadas a la mensajería instantánea para móviles, entre ellas, Microsoft Messenger, Google Talk, Skype, pero la empresa indiscutiblemente dominante era BlackBerry con su BlackBerry Messenger. El gran inconveniente del BlackBerry Messenger era que solo permitía establecer contacto con otros usuarios que tuvieran exclusivamente un dispositivo BlackBerry.

El golpe de efecto lo quería dar Jan, ya que quería que WhatsApp fuera desde un principio multiplataforma y además fácil de utilizar, extrayendo directamente los contactos de la libreta de direcciones del teléfono.

Jan, en aquel entonces, ya estaba totalmente convencido de que las aplicaciones pronto serían una gran industria, que serían además una explosión tecnológica nunca vista antes y creía firmemente en que tenían un enorme potencial. En febrero de 2009, a los 33 años, tomó la decisión, decidió arriesgarse y fundó WhatsApp.

 

El origen del nombre de WhatsApp

El nombre WhatsApp, se inspira sencillamente en la expresión ‘What’s up’, cuyo significado en inglés se parece a: ¿Qué hay?, ¿Qué tal?, ¿Qué pasa?, ¿Cómo te va?

 

La decepción

Jan contrató un programador para desarrollar la aplicación mientras él mismo se encargaba de los servidores, finalmente la aplicación se publicó en el mes de mayo en la App Store de Apple. Pese a las expectativas, el desánimo llegó a las pocas semanas, la aplicación no tenía prácticamente usuarios y fallaba continuamente, llegando un momento en el cual Jan decidió abandonar y seguir con la aplicación.

Brian logró convencer a Jan para que esperara unos meses más, mientras, él mismo intentaría encontrar trabajo en Twitter o Facebook, finalmente lo rechazaron para trabajar en las dos empresas. En esas fechas, fue cuando Apple actualizó el sistema operativo del iPhone y permitió entonces a las aplicaciones poder enviar notificaciones. WhatsApp aprovechó el momento, actualizó la versión, y ahora enviaría una notificación cada vez que un contacto cambiara su estado. Fue en precisamente en ese momento cuando Jan, sin pretenderlo, había creado algo parecido a un servicio de mensajería instantánea, lanzando WhatsApp 2.0, que fue prácticamente la misma aplicación que se conoce por todo el mundo en la actualidad. Dos meses después ya tenían 250.000 usuarios activos.

 

El enorme crecimiento de WhatsApp

Jan le enseñó esta nueva versión de WhatsApp a Brian, y es aquí cuando este último se da cuenta que podía, sin pretenderlo, ser un sustituto ideal para el SMS. Llegados a este punto buscaron pequeños inversores y logran convencer a cinco amigos y excompañeros de Yahoo para que invirtieran en la empresa 250.000 dólares.

WhatsApp creció y creció, arrasando totalmente a la competencia, consiguiendo en sus primeros años crecer y lograr mucho más que ninguna otra red social en la historia de internet. WhatsApp se popularizó muy rápido, y llamó la atención de Facebook. Contactando Mark Zuckerberg con Jan en el año 2012.

Después de meses de negociación, en los cuales se realizaron todo tipo de trámites y además de ser las dos empresas participantes de la compraventa sometidas a un exhaustivo escrutinio, finalmente distintos organismos oficiales reguladores determinaron que la adquisición no ponía en riesgo la privacidad de los usuarios, ni la competencia dentro de la industria; cerrándose final y oficialmente la operación en octubre de 2014, concretándose así de forma definitiva la adquisición de WhatsApp por parte de Facebook por un valor de 21.800 millones de dólares.

El monto final ascendió casi 3.000 millones por encima de la cifra anunciada al principio de las negociaciones, esto ocurrió porque más de la mitad del dinero se pagó con acciones de Facebook.

El acuerdo de venta que hicieron con Zuckerberg se firmó en el mismo centro de asistencia social de Mountain View al que Jan Koum acudía de joven para recibir sus cupones de comida con los cuales poder sobrevivir.

 

“La comunicación es el núcleo de nuestra sociedad. Eso es lo que nos hace humanos.”

Jan Koum

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Photo by Rachit Tank on Unsplash

Compartir en: